Evo, narcotráfico y ultra-kirchnerismo

Elisa Carrió, una de las principales aliadas de Mauricio Macri, acaba de señalar en una entrevista que la dirigente social del kirchnerismo más radical, Milagro Sala. “recibe dinero del narcotráfico boliviano”.

Sala ha creado un pequeño imperio personal en la norteña provincia de Jujuy, en la zona de penetración de la cocaína del Chapare, y en más de una ocasión apareció en actos públicos junto al presidente boliviano, Evo Morales.

“Es algo parecido a las FARC”, indica Carrió en relación a la estructura corporativa montada por la dirigente ultra-kirchnerista, quien suele usar la whipala popularizada por el MAS de Morales como bandera partidaria.

“El narcotráfico boliviano es el gran cártel que domina todo este proceso”, añade Elisa Carrió, detallando que la organización de Sala funciona como “un régimen casi militar”, con su propio “sistema carcelario”.

¿Se está reproduciendo el modelo de dictadura sindical imperante en el Trópico de Cochabamba, ahora en regiones del norte argentino sometidas a la influencia del narcotráfico?

x-bolivia-voto-no

Regiones a donde la cocaína producida con materia prima del feudo presidencial del Chapare suele llegar a bordo de los camiones cisterna de la petrolera estatal de Bolivia, YPFB…

Eju.tv

Deja un comentario